Archivos para el mes de: marzo, 2013

He dedicado ésta Semana Santa a Lúthien, ella tiene su pasión particular, el Nazareno está a su lado susurrándole sus maravillosas palabras de amor que nos dejó como un hermoso legado.

http://www.youtube.com/watch?v=fuQ6UMpX2I0

http://www.youtube.com/watch?v=LV9ay4e698A

http://www.youtube.com/watch?v=E3KTRTPjkf8

http://www.youtube.com/watch?v=q3J9QBqdpPE

http://www.youtube.com/watch?v=IMdSPDdVwKE

Esta tarde acaban los tambores y bombos, espero que os guste. A mí me encanta pero ésta noche se dormirá mejor… Los peques se han asustado mucho pero ahora volvemos al silencio que tanto nos ayuda a encontrarnos y a comulgar con el Cosmos.

Los videos no son de éste año, aún no están colgados en internet.

Captura22¿Oué  esperamos de ésta vida? supongo que lo mismo que en las anteriores y las venideras… Buscamos no sé muy bien el qué, algun@s intentan paliar sus carencias con un consumismo desorbitado, pero ¿Puede un coche de alta gama suplir nuestra falta de compañía con quien emprender un lindo viaje? Si rodamos por las carreteras sin poder compartir las bellezas del paisaje, el viaje quedará vacío de interés. ¿Puede una casa confortable, con todos los lujos a nuestro alcance llenar nuestra soledad? Si no la podamos compartir con nuestros seres amados se quedará en una simple edificación sin el calor tan necesario para nuestra alma. Sí nos compramos ropa pero no tenemos a nadie para decirnos lo elegantes que estamos nuestros esfuerzos serán vanos…  así vivimos la mayoría de las personas.

¿Tán difícil es ser medianamente feliz?

Otras personas optan por jugar a ser los típicos pasotas, los enterados enganchados a no sé qué creencias burlescas dignas de un sainete, por suerte o por desgracia la vida es una busqueda y no nos podemos el lujo de quedarnos estancados. La meta de nuestra estancia es buscar el Conocimiento y asimilarlo para LLEGAR y QUEDARNOS. Por desgracia nuestra siempre nos queda algo pendiente y ese algo nos hace retroceder. Y nacemos, aprendemos, queremos y creemos creer que estamos en el buen camino pero flaqueamos y nos toca la danza eterna del volver… Pasan los años, nuestros cuerpos se desgastan, nuestras almas se equivocan y vuelta a empezar. Pero si nos dominamos, dominaremos cualquier situación

Decidamos de una vez fijarnos en las pequeñeces de nuestra  vida, dar gracias porque nos podemos levantar sin ayuda, rascarnos, ser autónomos, decidir nuestros actos…Y si queremos llorar, lloraremos sin nadie que nos seque las lágrimas, moquearemos solit@s, nos limpiaremos la nariz y seguiremos intentando crecer con lo que tenemos a mano, éstas pequeñas cosas que pasan inadvertidas pero que son el pilar de nuestro viaje actual. El ser humano tiene la mala costumbre de complicarse la vida, de buscar lo imposible sin intentar primero aprender a ver, no a mirar. El árbol no nos deja ver el bosque y no hacemos nada para solucionarlo, nos fijamos en cosas que por fuera nos maravillan pero no nos llenan y con esa actitud seguimos a la deriva. Acerquémonos  a la naturaleza, a su escencia pura y encontraremos el camino del Conocimiento, ésta naturaleza llena de sabiduría, anscestral y eterna. Desde la parte alta de mi casa puedo admirar unos anochéceres imposibles de describir con palabras, es el momento idoneo de comulgar con el Universo, hay sitios no lejanos donde un@ se encuentra en contacto directo con el Hacedor…¿No nos llenarán más que viajar a una velocidad prohibida por una autopista monótona con un flamante  vehículo ? Estamos embotando nuestro espíritu con bobadas fútiles que nos aprisionan. Parecemos esclavos a los cuales cortan el tendón de Áquiles para no escapar, somos los que salen de la famosa cueva de Platón, temerosos de lo que vamos a descubrir… ¿Porqué éste miedo a salir de nuestra prisión dorada?

Claro que nuestra vida presente es ardua, para luchar y aprender estamos aquí. La vida a medida que vamos creciendo es cada vez más dura, más abrupta, no sabemos casi nada pero seguimos adelante aprendiendo y con muchos momentos en que tiraríamos la toalla, nos transformamos en un boxeador cansado de recibir golpes… La vida nos enseña a pasar por múltiples situaciones: hoy lo tengo todo, mañana no tengo nada, ¿y qué? Fuera los apegos terrenales, la avaricia de poseer , cuando nos llegue la hora de partir no nos llevaremos nada más que lo que hemos aprendido. Todo lo demás se quedará en nada.

Hay que vivir el momento presente, utilizar nuestros cinco sentidos para disfrutar, nuestro corazón para amar y ser amad@, ser una persona buena que sepa ayudar y nuestro intelecto para saber aprender sobre la marcha, cada minuto es un tesoro. Y gozar con las maravillas que se nos regaló al nacer.

                    Señor, concédeme:

SERENIDAD para aceptar las cosas que no puedo cambiar,

VALOR para cambiar aquellas cosas que puedo,

y SABIDURÍA para reconocer la diferencia.

Captura6

Nuestra Lúhien, nuestra princesa está luchando, con y contra la medicina agresiva que la deja como una muñeca de trapo. Nuestra Lúthien sufre herman@s, reunámonos to@s para mandarle nuestras energias,  que su tratamiento sea lo más leve posible, en la vida tenemos obstáculos que nos obligan a parar y hacer el balance: nuestra Lúthien es una luchadora nata.

Lúthien ha elegido, ayudémosla con todas nuestras fuerzas, ha tomado su decisión quedándose con lo que le parecía lo más acertado, respetemos su opción y apoyémosla. Acabo de hablar con ella, su vocecita agotada me ha llamado la atención y encendido una lucecita en mi cabeza: os pido que pongais una vela blanca con un vaso lleno de agua con una cucharada de sal que cuando más gorda mejor al lado, si estais cerca del mar utilícenla, debajo del portavelas escribid su nombre, la oración no importa la haré yo, está en mi cabeza y en mi corazón. ES IMPORTANTE , OS LO PIDO POR FAVOR. Tenemos que conseguir que nuestra amada Lúthien salga adelante.

Los demonios no podrán con ella, Beren la ama, sus elfitas también y la muralla que construímos la protege pero que nadie baje la guardia, nuestro amor por ella la hará más fuerte y vencerá los ataques del exterior. Una perrita y una gatita guardan celosamente la puerta de su castillo como dos dragoncitos sin alas. 

Dentro de pocas lunas Lúthien podrá contemplar las estrellas con una mirada nueva, limpia de sufrimientos y una alegría renovada. Y tod@s herman@s nos regocijaremos con ella maravillad@s ante el hermoso don de la vida sin olvidar que somos UNO INFINITO.

La Cancion de Beren y Luthien

Esta canción canta Aragorn a los hobbits en la cima de los vientos:
Las hojas eran largas, la hierba era verde, las umbelas de los abetos altas y hermosas y en el claro se vio una luz de estrellas en la sombra centelleante. Tinúviel bailaba allí, a la música de una flauta invisible, con una luz de estrellas en los cabellos y en las vestiduras brillantes.
Allí llegó Beren desde los montes fríos y anduvo extraviado entre las hojas y donde rodaba el Río de los Elfos, iba afligido a solas. Espió entre las hojas del abeto y vio maravillado unas flores de oro sobre el manto y las mangas de la joven, y el cabello la seguía como una sombra.
El encantamiento le reanimó los pies condenados a errar por las colinas y se precipitó, vigoroso y rápido, a alcanzar los rayos de la luna. Entre los bosques del país de los ellos ella huyó levemente con pies que bailaban y lo dejó a solas errando todavía escuchando en la floresta callada.
Allí escuchó a menudo el sonido volante de los pies tan ligeros como hojas de tilo o la música que fluye bajo tierra y gorjea en huecos ocultos. Ahora yacen marchitas las hojas del abeto y una por una suspirando caen las hojas de las hayas oscilando en el bosque de invierno.
La siguió siempre, caminando muy lejos; las hojas de los años eran una alfombra espesa, a la luz de la luna y a los rayos de las estrellas que temblaban en los cielos helados. El manto de la joven brillaba a la luz de la luna mientras allá muy lejos en la cima ella bailaba, llevando alrededor de los pies una bruma de plata estremecida.
Cuando el invierno hubo pasado, ella volvió, y como una alondra que sube y una lluvia que cae y un agua que se funde en burbujas su canto liberó la repentina primavera. El vio brotar las flores de los elfos a los pies de la joven, y curado otra vez esperó que ella bailara y cantara sobre los prados de hierbas.
De nuevo ella huyó, pero él vino rápidamente, ¡Tinúviel! ¡Tinúviel! La llamó por su nombre élfico y ella se detuvo entonces, escuchando. Se quedó allí un instante y la voz de él fue como un encantamiento, y el destino cayó sobre Tinúviel y centelleando se abandonó a sus brazos.
Mientras Beren la miraba a los ojos entre las sombras de los cabellos vio brillar allí en un espejo la luz temblorosa de las estrellas. Tinúviel la belleza élfica, doncella inmortal de sabiduría élfica lo envolvió con una sombría cabellera y brazos de plata resplandeciente.
Larga fue la ruta que les trazó el destino sobre montañas pedregosas, grises y frías, por habitaciones de hierro y puertas de sombra y florestas nocturnas sin mañana. Los mares que separan se extendieron entre ellos y sin embargo al fin de nuevo se encontraron y en el bosque cantando sin tristeza desaparecieron hace ya muchos años.
 De la obra de J.R.R. Tolkien- El señor de los anillos, la comunidad del anillo, el Silmarillion

16097

Se marchó con la primavera Señora, discreta y humilde como siempre lo fue al igual que las florecillas empezando a mostrar sus hermosos pétalos de suaves colores, pensó que ya era hora de cortar el hilito tenue que la retenía en la tierra, su luz vascilante se apagó, cansada de alumbrar sus últimas fuerzas. Lo tenía todo hecho, había cumplido su inmensa tarea de existir a lo largo de 94 años…

Decidió que era tiempo del descanso infinito, del reposo merecido y quizo alcanzar la libertad eterna. Marchó dulcemente, en silencio, sin aspavientos tal como había vivido, como una verdadera humana, sin rencores ni miedos. Su corazón cansado de tanto dar se paró…

Adiós luchas, adiós al sufrimiento sólo calmado con química agresiva, fuera tubos, cama de hospital, úlceras incipientes, piernas embotadas, ésta sed incontralada  y la preocupación del reloj. Había llegado la hora de su gran viaje y se entregó consciente de su partida. Ahora se siente liberada de su vieja envoltura que tanto había trabajado, amado y parido hijos. Se fue sin pena por ellos, los deja en las manos de la providencia, lo mismo que sus nietos y biznietos, no teme por ninguno, sabe que están bien y si hace falta volverá a su lado para apoyarles si algo les hiere. Allí dónde esté no los perderá de vista, aquí los ha criado con amor y los seguirá cuidando.

“Es natural, pensó, que unos hijos entierren a su madre, lo que me destrozó el alma fue la marcha de mi hija antes que yo, me reuniré con ella y todos los que me precedieron al menos que algunos hayan empezado de nuevo la rueda de la vida, todo es eterno en medio del Universo” 

Sí Señora, ahora conoce la gran verdad; libre de ataduras molestas, su espíritu se maravillará al descubrir el amor en su escencia pura y que somos todos un átomo del Gran Hacedor unidos en carne y alma.

Hasta siempre Señora, siempre estará en el recuerdo de mi corazón, algun día nos veremos aún si reconocernos pero una lucecita, un gesto nos dirá quiénes somos. Pediré por usted, por su descanso y ahora que todo lo sabe notará como alguna vez hay una velita blanca encendida para guíar sus andaduras.

g9tjh910

Dedicado a sus hijos, nietos y biznietos con Amor.

00HC050HkI0Lúthien ha vuelto a su castillo, ¡fiesta grande en su honor! Los elfos, las elfas, pequeños y grandes baílan mientras suenan las flautas acompañadas por los cantos de todos los pajarillos multicolores, todo el mundo se ha vestido de gala, hasta las flores más humildes han sacado su traje de primavera, el sol radiante ha suavizado el calor de sus rayos, la metamorfosis del viento se hace latente: un suave céfiro se enreda entre las ramas de los árboles llenos de verdes hojas rutilantes dando cobijo a las mariposas pintadas con esmero, hasta el mar rompe sus olas con dulzura en la arena de oro, algodoncitos blancos juguetean en el cielo azul tomando mil formas, sus mascotas preferidas se acurrucan a sus pies en silencio, Lúthien está presente. Sus elfitas se mantienen a su lado, la mayor con los ojos henchidos de adoración levanta la vista hacia ella y la pequeña ladea en su cabecita su mejor corona con carita complacida, todo es poco para ella, la princesa amada.

Lúthien está apoyada en Beren pálida y frágil, su largo cabello ondea con la brisa, una sonrisa ilumina sus dulces ojos y adorna sus pálidos labios. Beren está feliz, después de la intolerable angustia de perder a su amada la puede sentir viva, sabe que siempre permanecerá a su lado, estarán juntos para la eternidad que a pesar de todo le parece corto, no hay tiempos para disfrutar de su compañía…Sostiene a su amor fatigado, sabe que vuelve de muy lejos pero sus plegarias no fueron en vano, Unbuntu, Much´a repite para sí mismo, hace poco clamaba a los dioses sus miedo, ahora les da gracias por haberle devuelto su tesoro. Entre todos los herma@s se construyó una muralla inexpunable, sabe que su amor inmenso lo protegió de las garras del Averno, sabe que sin él no podría vivir y que si recibió ayuda, Beren es el artífice de la recuperación de Lúthien; no se imagina ni por asomo su vida sin ella y cambiaría gustoso la suya para que su preciosa princesa no pise el umbral de la oscuridad ni por un instante. La sujeta con delicadeza, con una solicitud llena de devoción, Beren es inmensamente feliz al ver su familia reunida de nuevo.

Lúthien mira, admira, en silencio cansado da gracias a la vida, al destino que le permitió renacer, sabe que aún queda mucho camino pero su alma limpia y pura conseguirá sus propósitos, ha vencido a todo lo tétrico que la atacó.

Lúthien se cansa todavía, sus seres amados se percatan de las manchas violaceas rodeando sus hermosos ojos, es hora de descansar, las emociones por muy gratificantes fatigan, es hora del reposo. Y la hermosa princesa se retira acompañada por sus seres más íntimos, desde su lecho seguirá oyendo la fiesta organizada sólo para ella y su sonido la transportará a un lugar mágico donde recuperará fuerzas. En su fuero interior ella sabe que algun día no muy lejano se celebrará otra fiesta en su honor, cantará y bailará en la hierba verde esmeralda, acompañada por todos hasta que la luna cansada de tanto alboroteo se esconda para anunciar un nuevo día eterno.credo