Lúthien, mi hermana elfa, está malita. No la podemos dejar sola en estos momentos de lucha y dolor, sigue entre sus sábanas blancas, lánguida por fuera, luchadora por dentro… hemos de unirnos hermanos elfos y mortales para echar los demonios acosadores y malvados; que suenen las trompetas para ahuyentarlos, hagamos un muro infranqueable para su protección.

Lúthien luchará pero ¿qué puede un alma indefensa, un alma pura contra el mal? Dicen que el bien gana el mal, pero eso pertenece a los cuentos infantiles, la realidad es mucho más cruda. Por eso amada familia álmica nos tenemos que unir tod@s para ayudar a nuestra Lútien, rodearla de amor infinito, de amor combativo, mandarle la escencia de la energía positiva, la energía pura, unirnos tod@s conocidos sin conocernos, personas sin rostro, anónimas pero comulgando con nuestra tarea titánica, luchamos contra un monstruo maligno  ¿estoy segura que el amor ganará la partida.? Lo creo porque quiero creelo con todas mis fuerzas, hay que forzar el destino pero con dulzura para no romperlo. Si la justicia de los hombres no existe, la de las almas tiene más poder que nadie ni nada y como bien dice en su última entrada: somos su familia álmica, unámonos pues, la distancia no importa lo mismo que el conocernos en persona. Somos espíritu y como tal olvidémonos de nuestra envoltura y ayudemos a nuestra hermana a salir del trance…

Lúthien, hija del crepúsculo si estás demasiado débil, si tienes flaquezas no te inquietes, estamos rodeándote, prestos a alejar cualquier peligro, de cualquier ser del submundo que se te quiera raptar…El amor es infinito, es el eje del universo y estamos sobrados con sus armas para defenderte, Beren el único hombre de tu corta vida no se separa de tí pero al ser mortal como nosotros necesita de nuestra ayuda y se la brindamos a cambio de hacerte feliz.

Silencio herman@s, Lúthien nos lo ha pedido, necesita paz para recoger todas sus fuerzas y luchar, pero ella sabe que está rodeada del amor universal, éste amor capaz de hacer milagros, el amor en su escencia más sublime que la devolverá sana y salva a nuestro mundo. Guardemos silencio, desterremos cualquier ruido molesto, los animales callan, nosotros también, que ningún sonido aparte a nuestra amada elfa de la concentración cósmica, necesita aíslarse para plantar cara a sus demonios y cualquier cosa como el vuelo de una mariposa la podría distraer. Sus dos medio-elfitas la sostienen sin darse cuenta de tan unidas que están, la elfa mayor le sujeta la cabeza para que piense con más claridad mientras que la elfa pequeña juega con su pelo rubio haciendo efímeros rizos que se pierden en la almohada y poniéndole su corona más apreciada, las dos sin pensarlo le transmiten valor, coraje, ganas de vivir y cuando llega Beren la inunda de vida renovada. Mientras estaba descansando su amado hizo acopio de fuerzas y ahora inunda el cuerpo y su alma de toda la fuerza adquirida, le susurra palabras de ánimo, despacito al oído, deposita besos leves en su boca sin color, ¡Cuánto le gustaría abrazarla, fundirse con ella para la eternidad! Pero no es hora, hay que resitir y ahuyentar el mal, luego se fundirán con el universo clemente y piadoso, olvidando el pasado, formar un solo cuerpo, un alma única e universal…

¡Dios! Los días pasan deprisa pero el tiempo trabaja a nuestro favor ¿Lo notáis los dos? Estoy segura que sí. A Beren le llegan ondas de la ayuda cósmica, repite palabras que nunca había dicho antes, que ni siquiera conoce bien, apoya su frente en la de su amada sin hablar para transmitirle sus pensamientos de esperanza, acaricia levemente su vientre, bendito vientre que le regaló dos hermosuras, dos elfas rubias como ella; con sus poderosas manos sanadoras ahuyenta los demonios invasores del tabernáculo sagrado de su amor.” Todo irá bien, le transmite sin palabras, todo esto lo pasaremos juntos, nuestro amor es también nuestro guardián, nuestro guerrero gigante que nos ayudará a vencer porque tú y yo somos uno sólo y porque nada nos puede separar, estábamos predestinados desde que se hizo el mundo, Much´a y Ubunto mi vida te amo más que a mí mismo”. Y feliz, Lúthien se acurruca en sus brazos protectores buscando inconscientemente la fuerza que tanto necesita. Cuando Lúthien y Beren se unen en este abrazo leve pero inmenso el tiempo se para y los dos tocan el cielo a manos llenas comulgando con la eternidad de cada ser.

Pero herman@s, Beren está asustado, se teme lo peor lo noto en mi corazón, Beren tiene miedo que la oscuridad le arrebate su vida, su esposa, su único amor. Tenemos que ayudarle a vencer el dragón maléfico que intenta subyugarle, pero con nuestra ayuda vencerá al alba cuando la vida despierta de un reposo reparado.

Lúthien, estos días recibiste cuatro visitas ¿A qué sí? Durante cinco largos días  los arcángeles, Rafael, Gabriel,Miguel, Uriel y Metratón, te los mandó una buena amiga mía, ¿los notáste? segurísimo que sí. Ella los envió a tí porque los necesitas más que ella, dáles las gracias, y a mi amiga también, pero no te preocupes si no puedes, lo haré en tu nombre de todas maneras.

Las velas blancas, de colores con su luz , el agua purificadora, la sal, las oraciones todo está en marcha, recibes escritos que te orientan, te ayudan y te sacarán de las garras del demonio maligno, TOD@S vibramos al unisono, no nos conocemos en persona pero nuestras almas están con la tuya sin olvidar a Beren y las elficas.

Much´a para tod@s, os amo. 

http://www.youtube.com/watch?v=VATmgtmR5o4

 

Anuncios